miércoles, 29 de febrero de 2012

Hablemos de dinero

Como dice el refrán las cuentas claras y el chocolate espeso y en este tema especialmente. Vamos a ello:

En primer lugar conviene decir que el servicio que presta la Iglesia para conocer la nulidad o no de los matrimonios supone un gran esfuerzo económico o, dicho de otra manera, los tribunales eclesiásticos no dejan un solo duro a la Iglesia, son muy deficitarios.

Por otro lado los costes de este tipo de proceso son evidentes: Personal trabajando sacerdotes y laicos, material utilizado, locales, etc.

En concreto: Una causa de nulidad normal en el Tribunal Eclesiástico de Madrid no suele supera los 1.600 € que corresponden, en una causa normal a:

800 € por presentar la demanda.
300 € si se quiere pedir por dos capítulos de nulidad y no solamente por uno.
400 € si tiene que intervenir un psicólogo o un psiquiatra y hacer un informe.

Otra cosa es lo que quieran cobrar los letrados a quienes se les exige unos compromisos deontológicos y jurídicos pero sin limitarles lo que quieran cobrar. Por otro lado están en su derecho y viven de ello, tienen una familia a la que mantener, ¿no? y, además, hay mucho letrados entre los que elegir y a quienes preguntar cuánto les van a cobrar antes de iniciar la causa de nulidad.

Por otro lado todo católico está en su derecho de preguntar si su matrimonio es nulo o no y a este derecho se corresponde el deber de la Iglesia a tramitar la nulidad tenga o no tenga dinero por lo que hay diversas fórmulas para solicitar la reducción de los costes de la causa o incluso que sea completamente gratuito. En Madrid la cuarta parte de las causas de matrimonio se tramitan con reducción de costas o con el gratuito patrocinio.

Esto es la verdad, otra cosa es "Sálvame", "Aquí a tomate", "Crónica rosa" o prensa del corazón. En caso de duda: Preguntar.

Por cierto aquí tenéis la tabla de tasas del Tribunal de Madrid que no ha cambiado ni un duro -ahora euro- en los últimos 3 años:  TABLA DE TASAS DEL TRIBUNAL (2009)

No hay comentarios:

Publicar un comentario